Mis reglas básicas para encontrar trabajo… o para que éste te encuentre

Un saludo a todos. He vuelto de las vacaciones con nuevos proyectos y trabajos y con ganas de seguir comunicándome con vosotros y aportar mi granito de arena sobre la búsqueda de empleo y el desarrollo profesional.

Sigo dando clases y conferencias sobre el empleo y cómo conseguirlo y la verdad, estoy muy satisfecho con los resultados. Son muchas las personas que me envían un mensaje diciéndome que les ha ido muy bien y eso me congratula mucho. Intento aportar algo. Si no lo consiguiera, dejaría de hacer esto.

En cada curso, hablo tanto de cómo ser un buen trabajador, como apasionarte por el trabajo, como de qué estrategias, conocimientos y competencias se han de poner en juego para encontrarlo, o que te encuentre. Creo que hemos de intentar siempre mejorar. Sólo así, podemos tener legitimidad de posicionamiento frente a algo. Ya veis que agosto me he sentado en una tumbona a pensar…

Sigo creyendo en una forma de buscar trabajo. Es una forma en que el parado no lo es. Es una persona activa, enérgica, analítica, positiva, realista y proactiva. Es un trabajador que ahora no trabaja, pero trabaja siempre. No sé si me explico.

A grandes líneas, y en espera de otros posts más específicos, os explico cuáles creo que son estas líneas que nos acercan al objetivo de conseguir empleo:

Treball

  • La búsqueda de trabajo se vuelve más efectiva si os organizáis bien y con conocimientos sobre el mercado laboral y los procesos de selección. Quiero decir con esto que, en general, y sobre todo en Infojobs, el portal con más ofertas de empleo, se buscan los candidatos en el momento que se publica la oferta. Si queréis ver el motivo, visitad uno de mis posts sobre Infojobs. Entonces… ¿hemos de estar siempre buscando ofertas para ser los primeros? No. Lo primero es la salud, la familia, uno mismo… Si nos obsesionamos, lo quitamos de nuestro tiempo y de nuestra salud. Sabiendo que hay puntas de publicación de ofertas (mirad este post), organicémonos y busquemos trabajo en estas puntas. Eso sí, cada día de lunes a viernes. Si perdemos de buscar un día, llegaremos dos días tardes a las ofertas. ¡Ah! y no sirven de nada, ,en la mayoría de casos, las alertas. Buscad las ofertas directamente.
  • Llenaos de actitud realista-positiva. El mercado laboral muy difícilmente lo podemos cambiar cada uno de nosotros por sí mismo y de forma directa. No sirve quejarse de los salarios, más que para desanimarnos. Además, las ideas y creencias negativas sobre el mercado de trabajo y concretamente de la búsqueda de empleo, surgen muchas veces de la realidad, pero en forma de exageración, convirtiendo la anécdota en categoría o lo normal en injusto. También, a veces, sirven para protegernos de los fallos que podamos hacer o a veces son por puro desconocimiento. No explico más sobre esto. En 2 ó 3 posts indagaré sobre el tema.

¿Os habéis parado a pensar el tiempo que se pierde dando vueltas a miles de factores externos que nos impiden encontrar trabajo en lugar de buscar las oportunidades, o crearlas? No es cuento chino. Os lo aseguro. También entiendo que apetece desfogarse de vez en cuando. Ok. Pero una vez hecho, pongámonos a buscar oportunidades.

  • Tened bien claro qué es lo que queréis y qué imagen proyectáis. La marca personal no es sólo para emprendedores o empresarios. Sirve para todos. Con vuestros actos demostráis competencias. Cómo redactáis un CV, cómo redactáis la carta de presentación (si la hacéis…), cómo habláis por teléfono, cómo respondéis en una entrevista… todo, absolutamente todo, dice algo de vosotros. Y aquí, sí que el técnico de selección convierte la anécdota en categoría, porque no tiene más tiempo para dedicar a cada candidatura. Trabajad bien la marca personal. Cambiad el chip de soy un parado. No. Soy un profesional de “x” ocupación. Da igual la situación en la que está, parado o activo. Estad siempre activos, participando de las redes, dando muestras de vuestros conocimientos, compartiendo información relevante…
  • Confiad en vosotros y en vuestra trayectoria. Sois buenos, seguro, en una u otra cosa. No dejéis que sólo vean lo negativo de vosotros y, lo que es más importante, no potencies estos aspectos negativos. Mejoradlos. Y así creeréis cada día más en vosotros. No penséis “es que tengo poca experiencia”, “he hecho muchas prácticas”; “es que son trabajos sin contrato”… A lo mejor no tienes experiencia porque eres joven, pero has sido un buen estudiante, o eres el mayor de los hermanos y has tenido más responsabilidades. O haces algún voluntariado y están muy satisfechos contigo. Y todo el trabajo en negro o en prácticas o como becario… ¿no es trabajo? ¿No has aprendido nada? ¿Por qué no resaltar las competencias desarrolladas? Sin embargo, muchas veces, en el Cv lo indicamos como prácticas sin explicar las competencias.

Yo, con 19 años, estuve haciendo un voluntariado de tres años. Os aseguro que es la base de lo que soy como trabajador. Y en parte, también como persona.

Hemos de valorar nuestra trayectoria.

  • Tened una actitud analítica. Esto permitirá conocer qué canal de búsqueda de empleo os funciona mejor, o interpretar la oferta, para así, adaptar la carta de presentación y el currículum, o por ejemplo, conocer a la empresa y entender qué pueden necesitar de nosotros. Esta capacidad os permitirá preparaos para la entrevista de forma más correcta, pero también hemos de tener la mente abierta y flexibilidad, por si después sucede un imprevisto o la entrevista no va por donde os esperabais.
  • Sed proactivos. Utilizad la autocandidatura y la red de contactos. Enviad un mail a todos vuestros contactos diciéndoles que buscáis trabajo y de qué. Y aprovechar para saludarlos, quedar y desearles buena vuelta de las vacaciones. Además de buscar trabajo, hay que hacer que éste te encuentre. Hay que estar en el momento y lugar exacto, y para tener más opciones, hemos de sembrar y mostradnos activos y dar voces.
  • Y sed felices. Cuidaos. Que la búsqueda de empleo no os quite esto. Os aseguro que un entrevistador preferirá siempre a alguien positivo y alegre que a alguien quemado o enojado. Vuelvo a decir lo de antes. Vosotros, vuestra familia y vuestra salud es lo más importante. Seamos efectivos en la búsqueda de empleo, para que el tiempo que le dediquemos sea el necesario y el más eficiente. No perdamos el tiempo o demos palos de ciego.

La semana que viene, un post con humor y diferente… debe ser la consecuencia de las vacaciones…

Un saludo y ¡manos a la obra!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*


*